Inicio Lejos del foco

Lejos del Foco | Joan Mir

Nuestro protagonista Lejos del Foco de esta semana no es otro que Joan Mir. El jovencísimo piloto español se ha mostrado intratable durante toda la temporada de Moto 3 y no ha tenido rival para conseguir el título de Campeón del Mundo. Cuando comenzó el año nadie le situaba como uno de los grandes favoritos para llevarse el título, ni mucho menos, arrasar, como finalmente ha conseguido.

Joan Mir, que es cierto que contaba con una de las mejores motos de la parrilla, se ha llevado un total de 13 podios, de los cuales en diez ha subido a lo más alto del cajón. Durante sus primeros años en la Red Bull Rookies Cup y el Campeonato de España de Velocidad (CEV) despuntó, pero pocas veces demostró el nivel arrollador que ha exhibido esta temporada sorprendiendo a propios y extraños.

Primeros años en el profesionalismo

Como la gran mayoría de los grandes piloto, Joan Mir comenzó su carrera como profesional a muy temprana edad. Cuando tan sólo era un adolescente compitió en sus primer año en la Red Bull Rookies Cup. Esta competición es el primer salto a las grandes competiciones para pilotos que tienen una gran proyección y, por tanto, una gran capacidad de brillar en el Campeonato del Mundo. Pilotos de la talla de Johan Zarco, Lorenzo Baldassarri o Karel Hanika se han hecho con la victoria final.

Joan Mir celebra una de sus diez victorias en la temporada 2017 | Fotografía: Moto GP

Durante dos temporadas, 2013 y 2014, Joan Mir fue uno de los elegidos para competir por circuitos de toda Europa, algunos incluso coincidiendo con la disputa de los Grandes Premios del Mundial de Motociclismo. El piloto balear no consiguió alzarse con la victoria general, aunque en el año 2014 estuvo muy cerca de arrebatarle el triunfo al también español Jorge Martín. A pesar de no alcanzar el título, Mir consiguió tres victorias y seis podios, resultados que le permitieron finalizar en segunda posición al acabar la temporada.

El CEV, un paso en su carrera

El siguiente paso de Joan Mir en su carrera profesional fue dar el salto al FIM CEV Repsol en la categoría de Moto 3. El siempre conocido como Campeonato de España de Velocidad, se unió a la Federación Internacional en el año 2014 y desde aquella temporada, el campeonato, que ya era de un nivel excepcional, da un salto de calidad, convirtiéndose, hoy en día, en la segunda prueba más importante a nivel internacional.

Joan Mir se impuso con claridad a todos sus rivales durante la temporada 2017 | Fotografía: Moto GP

Por lo que respecta al nivel competitivo del propio Joan Mir, no le salieron las cosas como él hubiera deseado. Su temporada en el CEV estuvo marcada por una gran irregularidad. Cosechó un total de cuatro victorias, pero en tres carreras no pudo finalizar y en dos ocasiones más no consiguió entrar en la zona de puntos. El año cargado de altibajos, no le valió para afianzarse en las tres primeras plazas, pero fue uno de los primeros momentos en los que se dio cuenta de que no todo es ganar, la regularidad y saber mantener la calma es una de las características fundamentales para que un piloto pueda brillar con luz propia.

Moto 3, el salto definitivo

Llegar al Mundial es algo con lo que todos los niños que comienzan a montarse en sus primeras motos sueñan, pero que muy pocos consiguen. Joan Mir dio el salto definitivo al Mundial de Motociclismo en el año 2016. Una temporada antes, en Australia ya había conseguido debutar en la categoría de Moto 3, pues disputó el Gran Premio de Australia, aunque tuvo que abandonar. Con una temporada de principio a fin pudiendo sentir el tacto de la moto y la velocidad de los circuitos, se fue formando el Joan Mir con el que todos hemos disfrutado esta temporada.

Una vez compites en el Mundial, el siguiente objetivo es el podio, pero Joan Mir derribó dos muros de un golpe. En Austria 2016, con tan solo 18 años, el piloto español consiguió su primera victoria en Moto 3, siendo ésta, a su vez, su primer podio en la categoría. La temporada la completó con dos podios más en Misano (3º) y Valencia (2º). El gran año que realizó Joan Mir le sirvió para aumentar la confianza y dominar por completo en 2017.

En Australia, Mir consiguió su primer título de Campeón del Mundo | Fotografía: Moto GP

Por caprichos del destino, Australia volvió a ser protagonista en la carrera deportiva de Joan Mir, pues el circuito de Phillip Island no solo se convirtió en la carrera de su debut, si no que cerró el círculo convirtiéndose en Campeón del Mundo en territorio ‘aussie’. Lograr el título no fue fácil, pero Joan Mir transformó la dificultad en sencillez. Carrera tras carrera su figura fue cada vez más grande y la moral de sus rivales fue cayendo poco a poco por los suelos. Aaron Canet y Romano Fenati fueron los únicos capaces de bajar a la tierra a un piloto que levitaba por cada circuito en el que competía. A pesar de ello, nada pudieron hacer para evitar que Joan Mir cerrara el año con el título y diez victorias bajo el brazo.

La temporada que viene es una de las mas importantes en la carrera de Joan Mir, pues dependerá de su capacidad para acoplarse la categoría de Moto 2, si será uno de los favoritos al título o buscará un año de transición. Con una mayor cilindrada, salir en posiciones delanteras todos los fines de semana será esencial, por lo que deberá corregir los errores que comete durante la calificación para afrontar las carreras con algo más de respiro. El equipo Marc VDS Racing Team contará para el año que viene con una de las grandes promesas del motociclismo español. Su capacidad ganadora le harán ser uno de los grandes nombres a seguir de cara a la próxima campaña de Moto 2.

Deja un comentario